DEBES SER FELIZ Y NO QUERER TENER LA RAZÓN.

Viktor Emil Frankl (1905-1997) fue un neurólogo y psiquiatra austriaco, fundador de la logoterapia. Sobrevivió al holocausto desde 1942 hasta 1945 en varios campos de concentración nazis, incluidos Auschwitz y Dachau.
Viktor Emil Frankl (1905-1997) fue un neurólogo y psiquiatra austriaco, fundador de la logoterapia. Sobrevivió al holocausto desde 1942 hasta 1945 en varios campos de concentración nazis, incluidos Auschwitz y Dachau.

💚DEBES SER FELIZ Y NO QUERER TENER LA RAZÓN.

A partir de esa experiencia, escribió el libro “El hombre en busca de sentido”. Aunque hace años que lo leí, hoy me vino a la mente este maravilloso ensayo del autor.
¿Quién te hace sufrir? ¿Quién te rompe el corazón? ¿Quién te lastima? ¿Quién te roba la felicidad o te quita la tranquilidad? ¿Quién controla tu vida? ¿Tus padres? ¿Tu pareja? ¿Un antiguo amor? ¿Tu suegra? ¿Tu jefe?.
Podrías llenar toda una lista de sospechosos o culpables. Probablemente sea lo más fácil. De hecho sólo es cuestión de pensar un poco e ir nombrando a todas aquellas personas que no te han dado lo que te mereces, te han tratado mal o simplemente se han ido de tu vida, dejándote un profundo dolor que hasta el día de hoy no entiendes.
Pero ¿sabes? No necesitas buscar nombres. La respuesta es más sencilla de lo que parece, y es que nadie te hace sufrir, te rompe el corazón, te daña o te quita la paz. Nadie tiene la capacidad al menos que tú se lo permitas, le abras la puerta y le entregues el control de tu vida.

Llegar a pensar con ese nivel de conciencia puede ser un gran reto, pero no es tan complicado como parece. Se vuelve mucho más sencillo cuando comprendemos que lo que está en juego es nuestra propia felicidad. Y definitivamente el peor lugar para colocarla es en la mente del otro, en sus pensamientos, comentarios o decisiones.

Cada día estoy más convencida de que el ser humano sufre no por lo que le pasa, sino por lo que interpreta. Muchas veces sufrimos por tratar de darle respuesta a preguntas que taladran nuestra mente como pueden ser:
¿Por qué no me llamó? ¿No piensa buscarme? ¿Por qué no me dijo lo que yo quería escuchar? ¿Por qué hizo lo que más me molesta? ¿Por qué se me quedó mirándome mal? y muchas otras que por razones de espacio voy a omitir.
No se sufre por la acción de la otra persona, sino por lo que sentimos, pensamos e interpretamos de lo que hizo.
Si lo quisieras ver de forma más gráfica, es como si nos estuviéramos haciendo vudú voluntariamente, clavándonos las agujas cada vez que un tercero hace o deja de hacer algo que nos incomoda. (la gente hace cosas, y tu verás si te afectan o no).
Lo más curioso e injusto del asunto es que la gran mayoría de las personas que “supuestamente” nos “lastimaron”, siguen sus vidas como si nada hubiera pasado; algunas inclusive ni se llegan a enterar de todo el teatro que estás viviendo en tu mente.
Un claro ejemplo del enorme poder que se suele dar a otra persona es que alguien pronuncie frases como estas; yo las he oído:

“Necesito que (…)me diga que me quiere aunque yo sepa que es mentira. Sólo quiero escucharlo de su boca y que me visite de vez en cuando aunque yo sé que tiene otra familia; te lo prometo que ya con eso puedo ser feliz y me conformo, pero si no lo hace… siento que me muero”.

 
Uf! Yo me quedé a cuadros!! …¡Esa persona dejó su felicidad en manos de alguien que ni si quiera la amaba! ¿Que concepto tiene esa persona de la felicidad? ¿No será un martirio constante que alguien se pase decidiendo por nosotros/as nuestro estado de ánimo y bienestar? Querer obligar a otra persona a sentir lo que no siente; ¿no será un suplicio voluntario para nosotros/as?.
No podemos pasarnos la vida dando el poder a alguien más, porque terminamos dependiendo de elecciones de otros, convirtiéndonos en marionetas de sus pensamientos y acciones.

Siempre he considerado que el verdadero amor hacia otra persona es TODO. No es quererle “condicionar su vida” ya que todos somos libres, y el verdadero amor es libertad.

Definitivamente nadie puede decidir por nosotros/as. Nadie puede obligarnos a sentir o a hacer algo que no queremos, tenemos que vivir en libertad. No podemos estar donde no nos necesitan ni donde no quieran nuestra compañía.
No podemos entregar el control de nuestra existencia, para que otros escriban nuestra historia. Tal vez tampoco podamos controlar lo que pasa, pero sí decidir cómo reaccionar e interpretar aquello que nos sucede.

DEBES SER FELIZ Y NO QUERER TENER LA RAZÓN.

A menudo me encuentro en las consultas con personas que se quejan de que discuten mucho con su pareja, compañeros de trabajo, con sus padres, familiares,… y casi siempre después de indagar un poco llegamos a la conclusión de que para ellos es súper importante dejar claro que tienen razón!.

A veces después de una acalorada tarde consiguen convencer al otro de que ellos la tenían y que los otros se habían equivocado en esto o lo otro,… pero lo increíble del caso es que eso no les aportó mucho, más bien se quedaron con la sensación de que hay que estar con 100 ojos para que no te la cuelen,…

Y los momentos que podrían haber disfrutado a tope, se convierten en una lucha para demostrar que quien tiene la razón en ese tema es uno y si los demás no lo ven es algo terrible, injusto, el fin del mundo!…Acto seguido se llega a los insultos, que es el camino que tiene el ser humano cuando no está dispuesto a dejar de tener la razón.

Si te dieran a elegir entre tener siempre razón o ser una persona mega feliz, ¿qué elegirías? ¿De verdad es una necesidad del ser humano que nos den la razón siempre, en cada cosa que decimos?

Las personas fuertes emocionalmente, es decir, aquellas que poseen un buen sistema de valores, y manejan sus emociones, son capaces de discernir qué es lo importante para su felicidad y no reclaman el “reconocimiento de la razón”, asumen que no lo necesitan para sentirse súper bien y seguir siendo valiosos.

Les gustarían que les dieran la razón de vez en cuando, pero no ponen su bienestar ni su felicidad en eso.

Están demasiado ocupados en disfrutar de las pequeñas cosas y hacer cosas valiosas por ellos mismos y por los demás. Y tú, ¿qué prefieres: tener razón o ser feliz?

La siguiente vez que pienses que alguien te lastima, te hace sufrir o controla tu vida, recuerda: No es él, no es ella… ERES TÚ, quien lo permite y está en tus manos volver a recuperar el control. También está en tu mano interpretar los hechos que ocurran a tu alrededor cada día.

Es el momento de dejar de interpretar los acontecimientos a tu antojo para seguir pareciendo una víctima, porque en el fondo tu sabes que es así, y te conviene, porque así tienes una justificación de ti mismo/a, y de tus acciones.
No interpretes a tu antojo, y ante cualquier duda pregunta siempre antes de dar por hecho cualquier acontecimiento.
Las personas con mas alto nivel de frustración, son aquellas que siempre quieren tener la razón, y las que interpretan los hechos como se les antoja para su conveniencia.

DEBES SER FELIZ, Y NO QUERER TENER LA RAZÓN.

“Al hombre se le puede arrebatar todo, salvo una cosa:
La última de las libertades humanas-la elección de la actitud personal que debe adoptar frente al destino- para decidir su propio camino”. Viktor Emil Frankl 

ALTAR VIRTUAL PARA PEDIDOS Y PETICIONES 

SINTOMAS QUE TE HACEN SOSPECHAR QUE TIENES UN TRABAJO DE MAGIA HECHO

Por María Hartacho.[clip_image004%255B3%255D.gif]

Abrazos de luz a tu alma ¡Y que el día de  hoy  esté lleno de bendiciones para ti y los tuyos!

Licencia Creative Commons

Si te gustan mis publicaciones puedes suscribirte a mi canal Mensajes de los Ángeles para ti en youtube

2 Comment

  1. Hola Maria Artacho gracias por compartir todos los mensajes de los Angeles y Arcángeles un abrazo de luz para ti y tu familia

  2. Juana says: Responder

    Paz y armonía con mis hijos pagar mis deudas Miguel Antonio cobre reparación histórica ganar quiniela plus …AMÉN conocer un hombre buen mozo ….

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!