LA TRANSFORMACIÓN DE LA CONCIENCIA HUMANA

LA TRANSFORMACIÓN DE LA CONCIENCIA HUMANA

Muchísima gente está despertando a la dimensión espiritual de la vida. Muchos ya están en el proceso del despertar. No me gustaría con este artículo añadir informaciones a la mente, pues de eso ya tenemos bastante durante el día, sólo hay que abrir las noticias para ver el bombardeo de información que le envían a nuestra mente. El contexto de este artículo es la transformación de la conciencia humana.

La mente no puede entender de lo que hablamos. Para entender lo que significa la transformación de la conciencia, tenemos por lo menos que vislumbrar dentro de nosotros lo que es el principio de esa transformación.

El mundo, que es un reflejo de la mente, no entiende todavía lo que es y, piensa que son nuevas ideas, nuevos conceptos, pero no tiene nada que ver con nuevas ideas o nuevos conceptos, la única función que tienen las ideas o los conceptos, es que apuntan hacía la transformación como una señal, como una flecha; en sí mismos los conceptos tienen poco valor.

Al  igual que un mapa tiene poco valor si no lo utilizas para llegar a dónde quieres llegar, el mapa es solo eso.

Conexiones de mapas que son conceptos mentales, hay algunos mapas mentales que tienen cierta utilidad hasta cierto punto, nos ayudan,  y luego llega un momento en el que los conceptos y las palabras ya no nos sirven, y nosotros  hemos llegado a este punto.

Lo esencial de este artículo no son las palabras, lo esencial del mismo es lo que ocurre dentro de cada uno de nosotros.

Una pequeña recomendación es averiguar si cada uno de ustedes están aquí presentes, estar aquí como Totalidad, no  solamente con la cabeza y los pensamientos, sino con la totalidad del “SER” que incluye el cuerpo interior como le llamo a veces, o también llamada “YO SOY”

Estar  aquí y sentir que el cuerpo interior está vivo, y sentir que hay vida en todo el cuerpo, y en la superficie soy consciente de las percepciones de lo que oigo y lo que veo, y es menos probable que los pensamientos surjan y digan ” ¿que hora es? como estaré esta noche? ¿cuando pagaré la hipoteca? o que pienses en algún problema que tu tengas en este momento, o  imagines  que tendrás en un futuro.

No quiere decir que sea en este momento, pero en algún momento de la lectura es posible que suceda. Es muy fácil perderse en un pensamiento, ya que es la incapacidad de dejar de pensar, es como si estuviéramos poseídos por una entidad,  y eso ha tardado muchos miles de años para llegar a este punto donde la humanidad está poseída por la mente analítica, por la mente que produce un pensamiento tras otro, y la identificación de un pensamiento con otro es la vieja conciencia cuyo reflejo vemos cada día en el mundo, especialmente cuando ponemos la tele o la radio y nos llegan gran cantidad de información, de locura de la vieja conciencia que ha dominado la historia de la humanidad por miles y miles de años.

Muchos humanos han perdido la conexión con la profundidad de su SER, no sabe que existen dentro de ellos una dimensión mucho más profunda que el fluir de los pensamientos con los que casi todos se identifican, y eso quiere decir que ellos son los pensamientos,  no hay una conciencia que sabe que hacen lo que les dicen sus pensamientos.

Todas sus acciones están  vinculadas a los pensamientos. Su identidad depende de sus pensamientos que son un reflejo del pasado. Entonces nuestra identidad Depende de nuestra historia personal, y es que el  “yo” falso mental, se le puede llamar el ego, vive en un estado de continua insatisfacción, este “yo” nunca está contento por mucho tiempo, y  está mirando continuamente donde,  o que necesito para ser feliz, buscando siempre a personas que la hagan feliz, personas que le digan cuanto valen, que maravillosa es y un largo etc, porque viven ancladas en el ego.

Eso no depende del contenido sino de la estructura de la mente, esto no quiere decir que se deba renunciar a los placeres de la vida, a  comprar algo que te guste, o comprar aquello que deseas, o tener emociones, o tener relaciones, pero esperar conocernos a nosotros mismos a través de objetos físicos, mentales o emocionales son formas en las que el ego dice “no soy suficiente todavía” , y necesito identificarme con mas formas.

Este mundo de objetos  tiene su lugar,  pero nunca nos encontraremos en él, y todos los que están identificados con el pensamiento y con las formas están atrapados en la vieja conciencia, porque cada pensamiento es un objeto de la mente y,  surgen y después desvanece, surgen y se vuelven a desvanecer, en esa conciencia de los objetos, y para el mundo de la vieja conciencia no existe otra cosa,  y se ven a sí mismos como objetos mentales.

Hemos perdido el contacto con la dimensión profunda del SER, de lo que somos. La dimensión en la cual el tiempo no tiene existencia.

La antigua conciencia que se encuentra en el mundo de las formas, en el mundo de los objetos dice que el futuro es más importante que el Presente, es una creencia inconsciente, porque piensa que te  encontraras a ti misma/o dentro un tiempo ,  o que voy a ser feliz en un futuro, o incluso porque te hace creer que cuando tengas dinero serás feliz, que lo único que te falta es dinero. Por eso en esta conciencia se crea el estrés, y que hoy en día esta enfermedad llamada estrés está relacionada con el futuro, cuando el futuro no existe.

El reino de los cielos como lo llamaba el maestro Jesús,  está dentro de nosotros. Está más allá del mundo de los objetos, del mundo de las formas, del mundo material y el momento presente.

Si vamos a lo profundo del momento presente, en primer lugar hay que ir tomando conciencia de la forma del momento presente.

Mi vida es ahora, lo que ocurre es que ese momento, el único momento que existe cambia constantemente, y lo único que queda es algo que no tiene forma, que es este momento. Siento que estoy respirando, siento lo que mis manos están tocando, y es posible que algún pensamiento pase por la mente, todo eso es el contenido de este momento presente, puede que surja una emoción, tal vez haya algún sentimiento tal vez en este momento presente, no hace falta analizar, ni siquiera hace falta entender y no se puede ir más allá con el entendimiento o con el pensamiento.

Hablamos del contenido de este momento interior y exterior, es lo que “ES”, y dentro de dos horas el contenido del momento presente habrá cambiado, un constante cambio, y lo que queda es mi vida siempre en el “AHORA”,  en este momento.

Seamos consciente del espacio entre dos pensamientos. “YO SOY” es el espacio  mas allá  de las formas, el espacio no puede ser conocido como algo, algo es forma, y ese espacio que no puede ser conocido como algo por qué es forma, es el “YO SOY” lo podríamos llamar también la conciencia misma, ésta es la conciencia del espacio, todo lo demás es conciencia de objetos, conciencia de la forma.

El mundo está perdido en la conciencia del objeto, de la forma, por eso es un mundo infeliz, lleno de injusticia,y lleno de sufrimiento,  un mundo que no vive en paz.

Nunca podrás escapar de ese mundo de sufrimiento si no encuentras esa dimensión que no tiene nada que ver con los objetos mentales, con las formas, simplemente es espacio interior. Podemos ser conscientes de esa dimensión y sin embargo nos permitimos  incluso  poner etiquetas a todo lo que pase, y ese juicio a todo lo que ocurre  lo que hace es alejarnos del interior, de esa dimensión interior.

La práctica principal y mejor es:   Las cosas que aparecen en el momento presente alinearse con ellas, no vivir en un estado de resistencia interior o negación de la forma del momento presente. Tenemos que permitir alineación con el momento presente interior, alineación interior con las formas del momento presente. El momento presente tiene forma en la superficie, y no tiene forma en su esencia, porque es el espacio. Forma y lo que “ES” más allá que la forma del “YO”.

Estamos haciendo lo inconsciente consciente para poder ir más allá, el ego se opone de una manera u otra al momento presente, y así se nutre.

Las quejas mentales solo son un aspecto de eso. Hay millones de egos que están en un estado constante de quejas mentales, se quejan de personas, se quejan de circunstancias, se quejan del tiempo, se quejan del País y se quejan de todo, y viven en una continua queja y oposición hacia la vida;  por tanto viven en una continua resistencia, es como decir “Yo contra la vida” ” Yo contra el universo” aquí existo YO y más allá el resto del mundo, y el resto del mundo me amenaza, me maltrata, pero a su vez también lo necesito, porque sino dejaría de quejarme, y si no hay queja mi ego dejaría de nutrirse.

¿Donde está la vida? La vida está  aquí, siempre ahora, una nueva relación con el ahora, una relación abierta y amistosa con la forma de este momento, sea lo que sea; ésta es la práctica espiritual más eficaz que hay, y la más simple “Continuo alineamiento con la forma del momento presente”.

Convertimos este “NO” inconsciente en un  “SI” consciente, y aceptamos la forma de este momento como ES. Apadrinamos la resistencia porque hemos reconocido que la resistencia contra la vida es demencial.

Acepta lo que ES, y esta practica no requiere tiempo, pero tu   ego te dirá…Dame tiempo! y esto no requiere tiempo, aceptar todo como “ES”, aceptar este momento como si lo hubieras elegido, porque el universo ha producido la forma de este momento, y no puede ser otra cosa, porque “ES”; no se puede discutir con el “ES”, es una locura discutir con “ES” lo que “ES” ya “ES”.

La naturaleza no tiene discusión con el “ES” el árbol, la flor, el animal, el río, vive todavía en esa alineación pero de un modo inconsciente. Nosotros hemos perdido esa alineación con la vida y ahora estamos encontrándola otra vez, y vamos hacia un estado mas profundo, a un estado de conciencia como era en un principio, como era cuando vivíamos en el paraíso, que no quiere decir otra cosa que vivir conectados con esa dimensión profunda y de paz que todos llevamos en el interior.

Cuando aceptamos y comprendemos las formas, entonces interiormente se abre el espacio, nosotros entonces somos espacio para lo que suceda, somos el espacio para cada situación, somos el espacio para cada sufrimiento, vemos que si nosotros llevamos esa dimensión a este mundo, esa dimensión del espacio, que no juzga, y que permite que la forma del momento sea como es, sino juzgamos lo que “ES”, esta ausencia de juicios es también la ausencia del pensamiento que imponemos sobre el mundo.

Si yo digo sí al momento presente y los siento, es decir, no es algo mental, me abro a la vida y entonces siento en el fondo lo que no tiene forma, el deseo atemporal, lo siento como una presencia, siento mi propia presencia que va más allá del pequeño yo, del ego.

¡Espacio!…!alerta!…¡espacio!. Esto es Zen, y muchos pasan años en un monasterio y no lo cogen, no lo asimilan.

Con el despertar de la conciencia ocurre que el pensamiento pasa a jugar un papel secundario en nuestras vidas, ya el pensamiento disminuye en importancia, y algo surge que está sustituyendo al pensamiento que es conciencia no condicionada.

Cada ser humano que es creador, artista, científico etc. saben que toda creación surgen del espacio, cuando los pensamientos están callados, cuando hay ausencia de los mismos.

Lo único que me gustaría reseñar es que debemos ser libres en pensamiento, y esto es la nueva conciencia también, pues podemos seguir utilizando la mente muy eficazmente cuando necesitamos, pero sabiendo y conociendo esa dimensión tienes la capacidad de ir más allá del pensamiento.

Existe un saber,  un saber que va más allá de los conceptos mentales, es un saber que está en el estado” sin pensamientos”, de alerta, de quietud, de libertad, ve el mundo como un niño pero con la sabiduría  que un niño no tiene todavía.

Tú eres el espacio para todas las formas, esto es la liberación de las cosas, liberación de los pensamientos que también son cosas, la liberación del mundo, y entonces la vida se hace equilibrada y vives en dos dimensiones al mismo tiempo, pensamientos algunos vienen todavía, y siempre en el fondo hay un espacio de alerta que es la esencia del SER.

Cada situación tiene las dos dimensiones, y entonces esto significa una paz con todo lo que te rodea, con todo lo que haces y dices, y esta paz no es de este mundo como decía el maestro Jesús…“Mi reino no es de este mundo” y no es de este mundo porque este mundo es forma, es objeto…y esta paz es la que no tiene forma.

El propósito de tu vida en la superficie, o  en el mundo de las formas es diferente a cualquier otro ser humano, cada uno tiene su propio propósito pero en lo mas profundo el propósito de cada vida humana es el mismo, el despertar de su conciencia, y vivir en las dos dimensiones, llegar a ser como una puerta a la dimensión sin forma, que entonces fluye y se introduce en el mundo de las formas y transforma el mundo de las formas en algo que ya no es hostil, o amenazante; el mundo se hace bondadoso.

Solamente si tu luchas contra lo que “ES” en este momento, entonces el mundo se hace hostil, y esto cambia porque el mundo es un reflejo de tu estado de conciencia nada más. Si el estado de conciencia cambia,  la cara que mostrarás al mundo será amistosa, si tu no encuentras ni te muestras a este mundo con hostilidad, el tampoco lo será contigo, ¡no puede!…

Es la transformación del mundo a través de la transformación de la conciencia humana. No podemos pensar en como puede transformarse el mundo si no es a través de la transformación de la conciencia humana; y entonces con esa nueva conciencia transformarás el mundo, transformas el mundo invisiblemente a través de ti, a través de tus palabras y de tus acciones que tomarás en el mundo, porque son acciones que llegan desde lo mas profundo del SER, y traen esa energía de paz, sin un ápice de negatividad, porque no puedes cambiar el mundo si tus acciones o tus palabras llevan una carga de negatividad.

El nuevo mundo es el reflejo de este cambio interior.
Cada humano tiene el mismo propósito en la vida y es reconectar con esa dimensión perdida desde hace mucho…mucho tiempo.

Reconectar con ese espacio que es el espacio mismo de la conciencia, reconectar con el SER.

Dejar de pensar continuamente y todo lo demás aparece por si mismo en el mundo de la forma. Esto es todo lo que necesitamos.

Abrazos de luz a tu alma!

Maria Hartacho.[clip_image004%255B3%255D.gif]

Licencia Creative Commons

Si te gustan mis publicaciones puedes suscribirte a mi canal Mensajes de los Ángeles para ti en youtube

3 Comment

  1. Eliana says: Responder

    Hermoso!!!

  2. francisco says: Responder

    todo su largo mensaje, me parecio de lo mas sublime, muy provechoso, felicidades por esa gran sabiduria que posee. muchas gracias por compartir.

  3. Pablo Matilla Dopico says: Responder

    ¿Qué tienen que ver los ángeles y Jesucristo con el despertar?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!